6 ene. 2011

Como enfrentarse con distintos ejércitos a una misma amenaza.

Bueno, en esta serie de secciones os voy a explicar como, distintos ejercitos se enfrentan a una misma situación, su táctica, organización y finalmente, como consiguen hacerse con su objetivo. en este caso, el enemigo será una aviesa serpiente avistada en el mundo de Trócolo MDCXVI y los ejercitos que se enfrentarán a este serio problema serán la todopoderosa Guardia Imperial, los heroicos Ultramarines, los poderosos Lobos Espaciales, los Ángeles Sangrientos, héroes de cualquier ciudadano imperial temeroso del Emperador, los misteriosos Ángeles Oscuros y los veleidosos Eldars.

Como veis, son todos ejercitos alineados con lo que consideramos el bando del "Bien", teniendo en cuenta que hablamos del Milenio Siniestro...

En fin, os dejo con ello, este artículo, no la introducción, lo he sacado de aquí; ortografía también corregida por mi :P


¿Cómo hace la Guardia Imperial para enfrentarse a una Serpiente?
 
Se reclutan cincuenta regimientos por cada planeta en un radio de diez años luz de la guarida de la Serpiente. Tras una tormenta disforme que retrasa la llegada de la flota diez años, la Guardia llega al planeta y desembarca medio millón de soldados pobremente entrenados y doscientos mil tanques. Lanzan un bombardeo brutal sobre la guarida de la serpiente y ordenan a seis regimientos que asalten sus posiciones. Se reciben las primeras noticias del frente: fuerte resistencia enemiga, hay más bajas de las esperadas. Mientras prosigue el incesante bombardeo, se ordena a la Guardia Imperial que se atrinchere y se prepare para el largo asedio de la guarida de la serpiente. Se crea un anillo de trincheras de mil trescientos kilómetros de largo y dos de ancho entorno a la serpiente. La guerra de trincheras es devastadora y acaba con un 47% de los efectivos iniciales de la Guardia Imperial. Se solicitan refuerzos desesperadamente y se amplía el radio de reclutamiento obligatorio a cien años luz. Tras otros seis años de campaña y bombardeos masivos ininterrumpidos, por fin un grupo de heroicos Guardias asaltan la guarida de la Serpiente a punta de bayoneta. Se planta el Sagrado Estandarte Imperial sobre los restos de la guarida de la serpiente y se da la campaña por terminada. Dos millones y medio de Guardias han dado sus vidas por acabar con ese peligroso enemigo del Imperio. Poco después, el grupo de héroes que asaltaron la guarida es ejecutado por la Inquisición de forma preventiva para eliminar cualquier posible contaminación y corrupción que hayan podido contraer.

¿Cómo hacen los Ultramarines para enfrentarse a una Serpiente?

 
El llegar el aviso a Ultramar, se ordena a una Compañía entera que se haga cargo del asunto. El capitán al mando coge el Códex Astartes y busca en el índice por la en la 's' la palabra 'serpiente', pero no la encuentra. Sí encuentra no obstante en la 'c' referencias a alguna clase de criatura parecida llamada 'culebra'. Aturdido, sospecha que es una nueva treta del Caos, y ordena tres días de rezos y purificación previas a la batalla. Llegado el momento, se preparan con sus mejores galas y sus medallas más brillantes, y realizan un glorioso asalto a la guarida de la falsa serpiente. Los Exterminadores que acompañaban el asalto dan gloriosamente sus vidas durante el trágico asalto, pero consiguen derrotar a la serpiente. En el camino de regreso a Ultramar hacen una larga ceremonia en recuerdo de los heroicos esfuerzos de los caídos en batalla. El capitán escribe doce mil nuevas páginas en el Códex Astartes relatando para las generaciones futuras cómo evitar caer en la trampa de la 'falsa serpiente' y poder derrotarla.

¿Cómo hacen los Lobos Especiales para enfrentarse a una Serpiente?
 
Llega un aviso a Fenris de que se ha localizado la guarida de una serpiente. El Garra Sangrienta que estaba en el puesto de radio se asusta al oír un extraño pitido, y creyendo que es un artefacto del Caos aplasta la radio con su hacha de hierro, dejando incomunicado al Colmillo durante meses. Los Lobos mientras aprovechan para beber cerveza, pelearse, comer y beber más cerveza. Entonces, en plena borrachera, alguien suelta que estaría genial ir a armar bronca a algún lado, por eso de ganar gloria y todo ese rollo, así que una Gran Compañía al completo agarra su astronave y se va dando tumbos a toda velocidad por el espacio. Tras ir haciendo eses un buen tiempo, la nave llega al lugar donde está la guarida de la serpiente. A un Lobo Espacial que iba al váter se le ocurre mira por la ventana y ve un planetucho del tres al cuarto con una extraña cosa que parece peligrosa, vuelve corriendo a contárselo a sus colegas y se arman hasta los dientes. Minutos después, una manada de hooligans armados con hachas primitivas y una buena cantidad de bebidas alcohólicas se lanzan contra la guarida de la serpiente mientras entonan a gritos canciones de Manowar. Despedazan a la serpiente, se pelean entre sí y acaban tirados encima durmiendo la borrachera.

¿Cómo hacen los Ángeles Sangrientos para enfrentarse a una Serpiente?
 
Llega el aviso de que ha sido avistada una serpiente. Todos los Sangrientos tienen de repente un flash en los que se ve la batalla de su Primarca contra Horus, y descubren que efectivamente, las botas favoritas de Horus eran de piel de serpiente. Eso sólo significa que deben volver a sacrificarse por el bien de la galaxia y llevar su ira justiciera a la serpiente. Una compañía de Sangrientos es despachada y se prepara para la batalla con bólters, espadas sierra y varios kilos de gomina. Planifican un asalto perfecto, pero en cuanto ven la cola a la serpiente al conductor de la nave y a media compañía se les va la olla y se empotran directamente encima de la serpiente, matándola en el acto. Pese a que su objetivo ha sido destruido, los Sangrientos están posesos de furia vengadora y llenos de visiones del Empy jugando al mus, así que emprenden un brutal combate cuerpo a cuerpo contra todos los enemigos al alcance: árboles, arbustos, ardillas, vacas y todo bicho viviente que pillan. Tras la carnicería, se vuelven a su fortaleza a llorar desconsoladamente su infortunio y a leer poesía romántica barata del estilo Ane Rice.

¿Cómo hacen los Ángeles Oscuros para enfrentarse a una Serpiente?
  
Llega el aviso a la fortaleza de los Oscuros de que ha sido avistada una serpiente. El operador de radio pone voz aguda y dice "el número al que está llamando está apagado o fuera de cobertura". Tiempo después, un grupo del Ala de Cuervo descubre que la Serpiente puede ser que, teóricamente hablando, a lo mejor resulta que es uno de los Caídos, aunque claro, es muy improbable. A los Oscuros les entra un repentino ataque de nervios y tienen que ir servidores con fregonas para quitar el sudor que mana a litros. Se plantan encima de la guarida de la serpiente y elaboran un maga-plan para tomarla por asalto antes de que pueda reaccionar. En un alarde de precisión sin precedentes, el Ala de Muerte realiza un ataque quirúrgico contra la madriguera de la serpiente, la secuestra y se la lleva de vuelta a la nave. Bajas propias: cero. Bajas enemigas: una (la serpiente). Bajas civiles: catorce mil millones de civiles (por si las moscas). De vuelta en la astronave, parece evidente que la serpiente no se parece mucho a un Caído, ni mucho menos a un humanoide cualquiera. Para empezar, es verde y no tiene brazos ni piernas. Pero eso no detiene a los Capellanes Interrogadores, que se saben todos los trucos del Caos. Ciento veinte años después, logran sacar una Confesión de Arrepentimiento a la Serpiente, y su nombre es borrado del libro. ¡A ésto sabe la victoria!

¿Cómo hacen los Eldars para enfrentarse a una Serpiente?
 
De repente un Vidente estornuda. Tal evento le asombra, dado que seamos serios, los Eldars son perfectos y nunca pueden estornudar de forma taaaan poco elegante. Así que supone que todo esto debe ser a un desbarajuste de los hilos del destino. Así que coge, remueve un poco las runas y descubre que dentro de setecientos años un Eldar despistado va a pisar a una Serpiente, se va a resbalar y se va a hacer un poco estético chinchón en la cabeza. ¡No puede ser! Así que decide ir a despertar al Avatar y llamar a los Exarcas y montar la de Diox para evitarlo. Total que coge y se presenta en el planeta de la serpiente con una Hueste de Guerra a la Última Moda. Gracias a que sus uniformes, de chillones colores brillantes les ofrecen un camuflaje perfecto, logran llegar hasta la madriguera la progenitora de la puñetera serpiente con setecientos años de antelación. Pero... ¡está defendida por el Caos! Así que el Vidente, como buen funcionario que es, decide que lo mejor que puede hacer es utilizar la vieja táctica Eldar llamada "Freyunlindanquë", que básicamente consiste en "pasarle el marrón a otro". Así que les hace creer a unos Guardias Imperiales que pasaban por ahí que en realidad son el Circo del Sol, y que si se cargan a la Serpiente les regalarán unas entradas. Cuando los Guardias vuelven, los Eldars ya se han ido. Moraleja: ¡No te fíes de los escurridizos Eldars!

En fín... xD

jojojojo

8 comentarios:

  1. Madre mia, que genialidad, no me habia reido tanto desde el especial de nochevieja de José Mota, en especial con la de la guardia y la de los Ángeles Oscuros

    un saludo!

    ResponderEliminar
  2. jajajajajajaja

    cómo me he crujido leyendo este post

    muy bueno

    ResponderEliminar
  3. Muy bueno sobre todo el de Guardia imperial!!!

    ResponderEliminar
  4. me he reido lo mas grande!!! ejjejeje que bueno!!!!!!!

    ResponderEliminar
  5. Me descojono,muy muy bueno,eres un crack

    ResponderEliminar
  6. Ojo que no lo he escrito yo eh??

    A mi me encantan los sangrientos xD

    se les pira la pinza

    ResponderEliminar
  7. Muy bueno el de los angeles oscuros con lo de "Ciento veinte años después, logran sacar una Confesión de Arrepentimiento a la Serpiente" xDDD

    ResponderEliminar
  8. "Parece evidente que la serpiente no se parece mucho a un Caído, ni mucho menos a un humanoide cualquiera. Para empezar, es verde y no tiene brazos ni piernas. Pero eso no detiene a los Capellanes Interrogadores, que se saben todos los trucos del Caos. Ciento veinte años después, logran sacar una Confesión de Arrepentimiento a la Serpiente, y su nombre es borrado del libro. ¡A ésto sabe la victoria!"
    Aun me sigo riendo y no puedo parar xD

    ResponderEliminar